2 de mayo de 2016

Carrilleras con boletus

¡Qué cruel es el paso del tiempo!!

Y no me refiero a envejecer...

¡Qué va!

Me refiero a las modas.


Que un día estás tan estupenda con tu permanente cardada, tu jersey fosforito de hombreras y tus calentadores (el último grito en moda, vamos) y unos años después los que gritan y se retuercen de la risa son tus hijos cuando ven fotos tuyas de aquella época en el álbum familiar...


Claro, que si quieres vengarte, lo tienes fácil.
Sólo tienes que grabar a tu hija diciéndote lo ridícula que era aquella moda, y recordarle sus palabras un tiempo después, cuando sea ella la que lleva esas mismas pintas.

Si son tus hijos los que se ríen, bastará con que se lo recuerdes el día que se echen una novia que use los mismos calentadores que llevaste tú en tus años mozos...


Y es que en cuestión de modas ¡todo vuelve! (a pesar de que algunas modas sería mejor que no hubiesen vuelto nunca!!)

Pues con la comida pasa lo mismo.

Hay recetas que de repente se ponen de moda, y las vemos a todas horas y en cualquier lugar.

Y otras recetas que son "de fondo de armario", esas de toda la vida, que siempre quedan bien y son adecuadas a cualquier situación, como por ejemplo la receta que os traigo hoy, unas carrilleras con boletus.
Si no habéis probado nunca las carrilleras, sólo puedo deciros ¡qué lo hagáis cuanto antes!
Seguro que no os arrepentís, ya que es una carne suave, sabrosa y muy jugosa que se deshace en la boca.
Podemos encontrarlas tanto de cerdo como de ternera y son las piezas de carne que se obtienen de los "carrillos" de estos animales.


Y la verdad es que no se me ocurre mejor manera de prepararlas que en una de las maravillosas cocotte de Le Creuset, a fuego lento, para conseguir todo el sabor de los guisos de toda la vida.

Y si solas, las carrilleras ya me parecen un bocado espectacular, imaginaos acompañadas de unos deliciosos boletus, que nos permitirán disfrutar de todo el sabor del otoño en plena primavera.


Además hoy estoy feliz de poder contaros que comenzamos una colaboración con el blog de Claudia & Julia, donde nos estrenamos con esta estupenda receta.
Para leer la receta al completo podéis pinchar aquí.

¡Espero que os guste!


4 comentarios:

  1. Dos productos deliciosos por separados, juntos a fuego lento en esa súper cazuela...no dejo de salivar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo sigo salivando de recordarlo...jejejeje😋. Me alegra que te guste.

      Eliminar
  2. Qué buena pinta, tengo que probar con esta receta, seguro que el sabor es espectacular, como en las otras recetas tuyas que he probado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias preciosa!! Me alegra mucho que te hayan gustado las recetas que has ido probando 😊.
      Un besote!

      Eliminar

¿Qué opinas??

Blogging tips